Soler: “El Botànic ha ahogado al Consell de Transparencia para que no pudiera ejercer su labor de fiscalización”

Soler: “El Botànic ha ahogado al Consell de Transparencia para que no pudiera ejercer su labor de fiscalización”
Icono fecha
06-11-2018

·       “Transparencia sigue siendo menos importante que la televisión pública, que recibe más presupuesto”

·       “La Conselleria cuesta en personal, asesores y altos cargos 600.000 euros”

·       “¿Qué pasará cuando no lleguen a la Conselleria los 6 millones de euros ficticios que han inventado en las cuentas? ¿Dónde piensa recortar?” pregunta el diputado

 

 

06, nov, 2018.- El diputado del Grupo Popular en Les Corts Víctor Soler, ha afirmado hoy que el Gobierno del Botànic “ha ahogado al Consell de Transparencia durante toda la legislatura para que no pudiera ejercer su labor de control y fiscalización y ahora que ya no da tiempo en el último minuto lo dotan de presupuesto para limpiar su conciencia”.

 

   Soler se ha pronunciado así en la comisión de Presupuestos de Les Corts, donde hoy continúan las explicaciones sobre las cuentas de la Generalitat para el próximo año. El diputado popular ha debatido sobre los presupuestos de Transparencia, Conselleria que dirige Manuel Alcaraz.

 

   “La Conselleria de Transparencia ha supuesto la creación de una nueva estructura político-administrativa, con el coste económico y organizativo que ello supone, y hemos comprobado que su voluntad no era la de la transparencia, sino la crítica partidista y la oposición a gobiernos anteriores”, ha manifestado.

 

   Soler ha indicado que el presupuesto global de la Generalitat para 2019 es de 22.096 M€, pero de ellos la Conselleria de Transparencia recibe tan solo 51 M€,  lo que en términos porcentuales representa poco más del 0,20% del total. “Y a pesar del incremento, Transparencia sigue siendo menos importante que la televisión pública, que sigue recibiendo más presupuesto”, ha señalado.

 

   Soler ha indicado que durante toda la legislatura el GPP ha reclamado una dotación digna para el Consell de Transparencia, “algo que también han pedido sus propios integrantes, pero se les ha hecho caso omiso. No ha sido hasta este presupuesto, el último de la legislatura, cuando incrementan el presupuesto del Consell, cuando ya no da tiempo a que se pueda cumplir la ley de transparencia y puedan fiscalizar la acción de su gobierno”. “Sin ir más lejos, hace solo tan solo un año rechazaron una enmienda que presentó el GPP para incrementar el presupuesto del Consell de Transparencia y entonces dijeron que no hacía falta más dinero”, ha señalado.

 

   “Es curioso, cuando no lamentable, que sea el último año de la legislatura cuando incrementan el presupuesto del Consell de Transparencia, cuando ya no da tiempo a que se pueda cumplir la ley de transparencia y puedan fiscalizar la acción de su gobierno. Es un ejemplo claro de cómo actúa políticamente el Botànic en materia de transparencia, exigible para todos menos para ellos”.

 

    Soler ha preguntado al conseller Alcaraz cómo es posible que haya un incremento de presupuesto en la Conselleria “y la única partida que baje es la de atención al ciudadano, calidad e inspección de servicios”. Asimismo, ha preguntado de qué sirve tener un 30% más de presupuesto “si el conseller es incapaz de gestionar y ejecutar el que le dieron para 2018”. Al respecto, el diputado popular ha explicado que la ejecución del presupuesto de la Generalitat a 30 septiembre del 2018 es del 68,8%, mientras que el de la Conselleria de Transparencia es del 24%, solo 9,6 millones de euros.

 

   “La gran pregunta es qué pasará cuando no lleguen a la Conselleria los seis millones de euros ficticios que han inventado en las cuentas, de un total de 2.600 millones en el global de los presupuestos. ¿Dónde piensa recortar? ¿En transparencia, al Consell de transparencia, en cooperación o en participación ciudadana? Estos presupuestos están compuestos de ficción (6 millones) y de ineficacia (en el caso del presupuesto de 2018, de 30 M€ de ineficacia). La buena noticia es que son sus últimos presupuestos”, ha indicado.

 

  Por último, Soler ha señalado que la Conselleria cuesta en personal, asesores y altos cargos 600.000 euros. “La Conselleria nació fruto del mestizaje. No se entiende cómo ha tenido a la secretaria autonómica vacante durante medio año si realizan funciones tan importantes. Dónde sí han ejecutado presupuesto es en organizar congresos o imprimir carpetas de altos cargos. No se creen sus propias políticas y al código de buen gobierno solo se han adherido 16 ayuntamientos de los más de 500”, ha concluido.

Compartir